Chile, un país para sentirse bien.


(CNN Español) – El desierto de Atacama con sus cielos despejados ideales para el turismo astronómico, la región de Aysén con sus nuevas rutas hacia los glaciares y los senderos de excursionismo en Torres del Paine son algunos de los atractivos que llevaron a Chile a ganar el primer lugar de los World Travel Awards 2016 en la categoría de turismo aventura.

Chile compitió con otros nominados como Australia, Canadá, Nueva Zelandia, Estados Unidos, Japón, Tailandia y Ecuador. 

Anuncios

Casa de campo.


Venasque

Hace dos días que estamos de regreso del sur. Del sur de Francia adonde fuimos a pasar unos días de descanso.
Que cambio de itinerario mas vertiginoso después de haber jurado visitar y fotografiar algunas playas míticas en Normandía. Las playas del desembarco de ejercito yanki en Oklahoma Beach y Dunquerque  entre otras.
Vertiginoso climáticamente ya que en pleno mes de Julio había lluvia y frío al norte de río Loire y 32 grados en el Valle del Rodano.

Gordes

Nos quedamos con el calor, y el ruido del canto de los grillos, con las ferias de pueblos para nada incógnitos como Carpentras, Venasque,  Fontaine de Vaucluse o Gordes.

Fue mas sabio ir allí que a Saint Malo, o al Monte Saint Michel o a Dieppe o Dauville.

Al volver a casa el tema de conversacion en todas partes es el clima. Lo fresco de cada dia, las actividades que no se pueden hacer como bañarse en el lago o bronzear en las piscinas municipales. Sin embargo la naturaleza es esplendida en Ginebra y la region que la rodea. Verde por todas partes.

Salchichonesen mercado de Carpentras

No era el tiempo que iba a provocar nuestra preocupación en el sur de Francia. Era mas bien, cual vino rosado compraría para el aperitivo para acompañar unos salchichones picantes, un buen queso de Banon. El téma era cual era el dia de feria en Carpentras, Cavaillon o Isle sur Sorgue. Otro tema era. si había que visitar Avignon durante el festival de Teatro o visitar Arles, sus campos de girasoles en flor durante las 60 exposiciones de fotografías, o mejor ir buscar la perla rara, o la botella de tinto en Châtauneuf-du-Pape.

Mercado de Carpentras

Enfrascado en la pantalla del Kindle leyendo una poco conocida novela de Saúl Below llamada La Verdadera, se me pasaron dos días. Pero también luchando con las moscas que estos últimos años habían decidido de pasar el mes de Julio en el Vaucluse como nosotros. Mientras mas moscas cazaba, mas volvían a aparecer.

Por la mañana temprano cantaban los mirlos, aunque probablemente siguieran cantando todo el día sin que pudieran escucharse debido que tocaba el turno a los grillos desde las 09h30 de la mañana. No se oía otra cosa mas que los grillos.

A las 10 de la mañana aparecían las primeras mariposas como también las abejas que se instalaban en las flores de lavanda del jardín. Una avispa grandota de unos 3 centímetros salía de su madriguera debajo de unas piedras a eso de las 11 y me hacia cambiar de lugar respetuosamente  sin que  pudiera seguir fijando las páginas virtuales de mi Kindle.

Casa de campo en Pernes Les Fontaines

Una vez encontrándome frente a frente a otra avispa mas pequeña en la cocina decidí atacarla. Era su vida o la mía. Sin ambigüedad alguna. O fallaba a la primera y me picaba o le pedía que no se moviera mas desde el momento en que la aplasté con el paño mojado de la cocina. Me escucho al parecer y allí se quedo medio destartalada y yo sobreviví.

Abadía de Senanque.

A las tres de la tarde cuando el sol hacia vibrar el aire y cuando la mente parecía flotar la visión como si te encontraras bajo el agua, daba señales una que otra lagartija que se movían al ritmo de un “stop and go”, confundiendose con el tono de las piedras.

Así el dia mantenia su ritmo. A las 21 horas los grillos  dormían y el gato de la casa comenzaba su ronda de reconocimiento en el jardin. Durante el dia no se le veía la cara. Era la hora del silencio con fondo de estrellas en el cielo.

Mediterráneo.


Por las mañanas el agua del mar es fresca y cristalina. El color cambia según la posición del sol y la dirección del viento. Al atardecer estos factores actúan de la misma manera pero el agua ya no es cristalina ni el fondo tiene el color turquesa. El agua se ha vuelta turbia y flotan en ella papeles y algunos trozos de plástico.

Si el fallecido Cousteau revisitara los fondos marinos del Mediterráneo no los reconocería. Se calcula que han desaparecido entre el 50% y el 90% de estos fondos.

Los científicos piensan que la vida volverá en cuanto se deje tranquila a la naturaleza.

No muy lejos de aquí esta la reserva marina de el Archipiélago de Cabrera, una de las cuatro reservas marinas del Mediterráneo. En estos lugares la flora y la fauna es entre 5 y 10 veces mas abundante.

El Mediterráneo es el mar donde mas se ha explotado la pesca y esta seria la explicación de lo ocurrido, y el hecho que solo el 0.01% del Mediterráneo esté protegido.

A partir de hoy comienzo a mirar el paisaje frente a este Puerto Soller en Mallorca, no sin un poco de tristeza.

Sierra Tramuntana, Baleares.

Viajando al norte de Italia


Poco que decir del viaje a Pieve de Soligo en la región de Venecia, si no que la ruta es larga. que durante mas de 5 horas manejé un statio-wagon Skoda de alquiler, bastante cómodo y que pienso que casi siempre sale uno ileso después de arriesgar la vida de los suyos, gracias a algunos asesinos potenciales que surgen de donde menos lo piensas en la autopista. Como cada vez se imponía detenernos en un infaltable ritual, el de probar el excelente café italiano y un panino con queso caliente.

Mi mujer terminó de conducir las dos horas que quedaban, maldiciendo diplomaticamente a todos esos locos que corrian como unos furiosos. Aquí estamos entonces, tratando de pasar, cinco días de otoño en el norte de Italia.

Agreguemos informacion a nuestras fotos.


Retomo con estas lineas mi blog después de una larga ausencia. Muchos de ustedes han continuado siguiendo las antiguas notas y les agradezco.

A menudo me suele suceder  recorrer, pueblos y lugares diversos buscando  un buen rincón para fotografiar. Llevo conmigo el equipo que supongo se adaptara a las circunstancias, es decir la cámara y un o dos lentes mas y el infaltable trípode o monopodo cuando se trata de lugares exiguos y en los que es necesario un mínimo de estabilidad.

En un dia se pueden recorrer fácilmente 300 kilómetros y atravesar un sinnúmero de lugares que habremos inmortalizado, sin conseguir anotar el nombre de la localidad afín de incluirlo en la descripción de aquellas fotos que pondremos en Internet o simplemente para ubicarnos en el espacio.

Pense como solución mas simple escribir en un carnet de notas el numero de la toma, el lugar y otras cosass que los ficheros exif no dan.  Pero al cabo de unas horas esto me complicaba mas el trabajo. Habia que ademas de los preparativos para cada toma, ocuparse de escribir.

Los gestos necesarios y muchas veces inconscientes a realizar antes de una toma se cuentan por decenas. Y como al  avanzar en edad trato de hacer todo mas simple, la técnica del papel no me pareció lo mas adaptada. La solución por mi adoptada y la que les recomiendo es la siguiente.

Se trata de una grabadora de voz muy compacta y liviana que se puede olvidar fácilmente en el bolsillo de tu camisa. Hay varios modelos disponibles pero como se trata solo de tomar notas vocales mas vale una no muy sofisticada. Yo opté por la Olympus WS-450S. Basta con apretar un boton para grabar, otro para para y ahi esta. Llegas a casa lanzas un programa como Audacity ( gratuito) y lees uno a uno tus ficheros y al mismo tiempo vas completando las informaciones antes de publicar tus fotos en Internet.

Grabadora de voz Olympus WS-450S

Grabadora de voz Olympus WS-450S

Tiene un micrófono stereo incorporado con lo que es también posible grabar las informaciones que nos pueden dar los habitantes del lugar y que puede enriquecer nuestros comentarios sobre el lugar fotografiado. Otras posibilidades de este practico aparato están detalladas aqui.

Tambien es posible agregar la lectura directa desde un iphone de las coordenadas gps del lugar, lo que permitirá ubicar geográficamente en sitios como Picasa, Flickr u otros.

En resumidas cuentas sin pretender convertirse en foto reporter habras conseguido al llegar completar tus tag y dar una fiel descripción de lo que has hecho z de las tomas realizadas. Condiciones de luz, material utilizado, lo que servirá a todos quienes como yo, gusten de compartir sus propias experiencias.

Positano y la costa Amalfitana.


Algo pasa en cierta zona de mi cerebro, sin poder detallar si se trata del lóbulo derecho o izquierdo, que me impide interpretar lo que esta sucediendo. Una semana sin ser capaz de interpretar. Desde el regreso de Nápoles, un tema nuevo e insospechado anteriormente  ha venido a cruzarse en mi mente con la actual crisis económica sin que ambos tengan relación.

Mi sorprendente toma de conciencia de este fenómeno para nada nuevo, y al que tanta gente en el mundo y en Italia no parece darle mucha importancia, hace que me sienta como víctima de un cortocircuito interno, que afecta casi a mi propio organismo. Esto es la maffia.

La ultima vez me encontraba en  pequeña excursión frente al mar Tirreno. En lo que se llama la Costa Amalfitana.

Tome el taxi que me llevaría al puerto de Nápoles para tomar el aliscafo hacia Sorrento. Mi prevista visita a Pompeya quedaba anulada por decisión Papal. El Pontífice no se que “tan santo” sea, había decidido visitar Pompeya el mismo dia que yo. Ochenta mil personas lo esperaban y ya los sistemas de seguridad del Santo Reino se habían activado con el fin de no dejar volar una mosca en el lugar. Mala noticia para el pobre turista que yo soy. No hay peor noticia para un turista que encontrarse con accesos cerrados, con museos cerrados y con 80.000 personas alrededor, cuando desea des-mortalizar una estatua, ni menos una vista general. Por lo que  Pompeya sera para otra ocasión.

El joven napolitano que conducía el taxi trataba de saber por todos los medios y en todos los idiomas que clase de turista era yo para ver hasta que punto podía introducirse sutilmente en mi billetera con mi aprobación. Partió en otra dirección que la del puerto, y yo le hice ver en buen italiano que estaba muy apurado y no tenia tiempo para dar vueltas inútilmente. “Disculpa- me dijo- pretendía mostrarte algo del centro.” Comprendase que hay maneras mas deshonestas de ganarse la vida.

Mi barco a Sorrento partiría y solo me quedaban unos minutos para que al llegar, me hiciera la jugada de que no tenia vuelto. Nuevamente le hice entender que la treta ya era conocida y que le daría una propina pero que estaba apurado. Se resignó al fin a dejarme ir con una sonrisa de desconsuelo.

El trayecto es corto ya que los barcos son veloces. En media hora pude admirar los farallones de la accidentada costa Amalfitana y la marina de Sorrento.

Farellones de Sorrento

Farellones de Sorrento

Salté rápidamente al bus que me llevo al pueblo para alquilar un scooter. Tenia poco tiempo y quería recorrer la costa con la brisa marina en el rostro. Detenerme a la orilla de la sinuosa y estrecha ruta para admirar acantilados y mar azul, sin sentir la presión del tráfico. En media hora estaba saliendo de Sorrento,  dirección Positano.

Cielo azul, mar azul. Brisa marina, bosque, monte, paredes calcáreas, naranjos y flores. Aromas exquisitos y sol. Esta atmósfera, la misma desde hace siglos se repite kilómetro tras kilómetro.

Mar Tirreno

Mar Tirreno

Ese mar Tirreno toma el nombre del antiguo pueblo tirreno mas conocido como Etrusco. Tiene sus fronteras con Sardeña, Corcega y Calabria y fue escenario de famosas batallas entre Roma y Cartago durante las llamadas Guerras Púnicas, donde Roma impuso por primera vez su poderío a los Cartagineses venciendoles en el estrecho de Messina por allá por el año 264 a.c.

Grande es mi tentación de continuar hablando de ese remoto pasado, pero no solo de historia esta hecha esta tierra sino de costumbres y tradiciones que han conquistado el corazón de los pudientes que hicieron de esta región en los años 50 un paraíso para magnates y estrellas de cine.

Los buses Pullman en la ruta anuncian la proximidad de Positano. Positano es un lugar de sueño. De él decia Steinbeck que “no parece verdadero hasta que se esta en el, pero del cual se siente con nostalgia toda su profundidad  realidad cuando se le ha dejado“.

Positano un pueblo de sueños.

Caminar por sus calles no se compara a recorrerlo en una vespa. Hasta se imagina uno ser por unos segundos el protagonista de uno de esas películas del neorealismo italiano de los 60. La magia de un cierto  pasado esta aun allí. Aunque para muchos es también una cuestión de esnobismo.

Mas fotos aquí.

Ligada a la historia esta la cocina italiana, tan variada y rica en productos de la tierra como de un savoir-faire de hace siglos. Se acercaba la hora del almuerzo y se imponía un buen aperitivo a la italiana, si señor. Un Campari con naranja y hielo y una vista como para que se te caigan los dientes.

Iglesia de Praiano.

Iglesia de Praiano.

Despues del delicioso Campari el apetito estaba en su apogeo y el menú de la Trattoria S. Genaro en Priano proponía lo siguiente:

Scialatelli (gruesos espagetis hechos en casa) con marisco.
Scialatelli alle scoglio.
Gnocchi alla sorrentina.
Scialatelli zucchine e gamberi.
Risotto allo scolglio.
Linguini allo scoglio.
Scialatelli li galli (pez espada y tomates).

Yo pedi una entrada de sepias (sin pensar en su tamaño) y  scialatelli con mariscos. Nada mas que mostrar las fotos se me hace agua la boca.

Entrada de sepias a la plancha.

Entrada de sepias a la plancha.

Scialatelli hechos a la mano y mariscos.

Scialatelli hechos a la mano y mariscos.

En medio de este festival de sabores y panoramas la lectura del diario me recuerda la sórdida actualidad napolitana. Roberto Saviano esta en todos los periódicos. Aunque vive día y noche escoltado por tres policías italianos ya que condenado a muerte por la Camorra, ha aparecido la anoche anterior en una emisión de Canale 7. Hoy los diarios dan la noticia que se ha filtrado: Roberto Saviano será asesinado con una bomba escondida bajo el coche poco antes de la próxima Navidad. Esta es también la amenaza del boss, Francesco Sandokan Schiavone quien, a través de cinco cartas, desde la carcel,  le hace saber que la publicación y el éxito mundial de su libro Gamorra le hace merecedor de la muerte por explosión. Esta técnica recuerda el asesinato del juez Falcone junto a su esposa y sus escoltas en Mayo del 92, por haber desafiado el “sistema” en Sicilia.

Pienso que Roberto Saviano es hoy a pesar suyo un héroe moderno, un hombre de otra especie como ya no se encuentran, y esto me conmueve. Me conmueve su combate, su tenacidad contra el crimen organizado y su humanidad, dentro de la indiferencia general.
Torna a Sorrento dice la canción napolitana:

Guarda il mare com’e bello!
spira tanto sentimento.
come il tuo soave accento, che me desto fa sognar.
senti come illeve salle, dai giardini odor d’aranci,
un perfumo non v’ha eguale per chi palpita d’amore.
e tu dicro parto addio,
t’allontani dal mio core, questa terra del amore,
hai la forza di lasciar.
ma non mi fuggir, non dar mi piu tormento, torna a sorrento non farmi morir
.

“No me hagas huir, no me des mas tormento, vuelve a Sorrento, no me hagas morir.” -dice el final.

Mi regreso a Nápoles por la tarde me hace sentir en los ruidos de la ciudad, en sus colores de suciedad, y la amenaza de un monstruo que nadie quiere ver ni afrontar por estas tierras.

Nápoles


No basta con viajar, sino vivir lo viajado y no todos lo hacemos de la misma manera. Sobre todo cuando un viaje implica la agudización de las percepciones y  los sentidos para recibir la avalancha de nuevas cosas que te caen encima.

He estado la semana pasada en la región del Golfo de  Nápoles, lo que incluye la ciudad de Nápoles, la Costa  Amalfitana y la isla de Capri. En este post les hablaré por el momento solo de Nápoles. Desde mi visita al Brasil el año pasado le he tomado un cierto cariño a las islas, sobre todo cuando estas son o parecen tropicales, por lo que me decidí atravesar hasta Capri.

Son las 20 horas del lunes y la actividad en la ciudad comienza a menguar. Tonino, un amigo mio ha venido a buscarme al aeropuerto a pesar de sus compromisos de trabajo. Es ingeniero civil y debe presentar con urgencia un proyecto de construcción al ayuntamiento de Nápoles para su aprobación, ya que se trata de un sitio protegido donde antes de comenzar los trabajos de excavación deben pasar los servicios de arqueología del ayuntamiento ya que se trata de vestigios del siglo XII.

En Nápoles un permiso de construcción es algo delicado, ya que se supone que es un sector donde la Camorra ha llegado a extender sus tentáculos. Mientras viajamos al centro de la ciudad veo un cartel que indica Secondigliano y me permito decir en broma que por favor no pase por allí. Tonino sonríe ya que sabe que estoy haciendo alusión a uno de los pueblos donde la Camorra esta fuertemente implantada alrededor de Nápoles.

Todas las fotos.

-Debes probar la pizza napolitana – me dice – ya que es la madre de todas las pizzas.

Puede que tenga razón pero aquella que comimos es una de las mas malas que he probado en mi vida.

En el aeropuerto esperaban pasar el control una joven pareja de suizos con dos hermosas adolescentes. Solo que el control para ellos fue inexistente y mi pobre pasaporte chileno fue hojeado para atrás y para adelante buscando el timbre TERRORIST sin poder encontrarlo. Después de haber sido escudriñado como buen latinoamericano me dejaron pasar.

Tonino no puede mas con su pesar por lo de la pizza. Me hizo reír mucho con su historia de “la madre de todas las pizzas”. Aunque mas tarde le daría razón. Me confiesa que no ha venido a Nápoles desde hace mucho tiempo. Vive en Avelino en el corazón de los Apeninos. Se acordarán ustedes del cuento de Edmundo d’Amicis ” De los Apeninos a Los Andes” que nos hizo llorar de tristeza cuando eramos chicos. Yo venia de Los Andes a Los Apeninos aunque sin pena ni dolor.

Al final llegamos a Piazza Amedeo donde estaba mi hotel. Este hotel es muy recomendable por su ubicación y por si les interesa les pongo una foto para darse una idea. Es muy limpio y mantiene una atmósfera algo “retro” con mucho hierro y madera en su mobiliario.

Hotel "Pinto Storey" en Nápoles.

Hotel "Pinto Storey" en Nápoles.

Como a muchos no me faltaban los lugares comunes para imaginar  Nápoles antes de visitarla: una ciudad caótica, plagada de inmundicias sus calles, un vago perfume  de tradiciones paganas y católicas mezcladas, la mafia,ruidosa, etc. Era exactamente lo que buscaba.

Vista del Golfo de Nápoles desde el Vomero.

Vista del Golfo de Nápoles desde el Vomero.

Resulto ser Lisboa, Valparaiso y supongo Zanzibar, todo eso junto. Ciudades a orillas del mar con colinas en cascada, funiculares, escalinatas, una actividad comercial legal e ilegal. Terminos que en Nápoles conviven diríase así, muy naturalmente.

Todo lo que existe pasa por aquí. -dice Roberto Saviano en su libro Gomorra -. Por el puerto de Nápoles. No hay producto manufacturado, tela, artículo de plástico, juguete, martillo, zapato, destornillador, perno, videojuego, chaqueta, pantalón, taladro o reloj que no pase por el puerto. El puerto de Nápoles es una herida. Ancha.

Dos días atrás la policía encontraba precisamente en un barco, cajas que contenían carne molida la que seria probablemente vendida al consumidor en forma de croquetas y que estaba compuesta de  carne de mono, de serpiente y de tigre, todo esto bien mezclado, congelado y envasado. Todo lo que se produce en China llega a Nápoles. Y mucho de lo que llega a Nápoles es negocio de la Camorra, la mafia napolitana, diferente de la Cosa Nostra de Sicilia o de la Andragheta la mafia de Calabria.

Dado el poco tiempo me limité a pasear por barrios como el Vomero, accesible desde el malecón en funicular. El Vomero es un agradable barrio de clase media, con calles pintorescas y peatonales bordeadas por arboles frondosos y muchísimo comercio. Los napolitanos animan en familia por la tarde la Via Alessandro Scarlatti y la Piazza Vanvitelli. Han probado los helados italianos “son la madre de todos los helados”, se lo digo yo.

Escalinata cerca de Piazza Vanvitelli.

Escalinata cerca de Piazza Vanvitelli.

Visité la Cartuja de San Martino en un flanco del castillo de San Telmo. Es una impresionante fortaleza construida en 1329. Domina completamente la ciudad y constituía uno de los pilares del sistema defensivo en aquel entonces. Desde uno de sus jardines pude fotografiar el Nápoles antiguo con el volcán Vesubio al fondo.

El Vesubio visto desde la Cartuja de San Martino.

El Vesubio visto desde la Cartuja de San Martino.

En la Cartuja se puede admirar una escena impresionante de figurillas en tierra y cerámica que representan la vida popular de fines del siglo XVIII.

Nota: Para mejor admirar las fotos vaya a mi página de fotos

Arte popular napolitano 1879.

Arte popular napolitano 1879.

En Nápoles hay una infinidad de plazas, como si cada una constituyera el centro de un barrio distinto. Paseando por sus calles y sus plazas se percibe una extraordinaria mezcla de estilos de arquitectura. La ciudad data del siglo VI antes de Cristo y fue creada por los griegos, conquistada después por los romanos los que la poseyeron hasta el final del imperio por ahí por el año 476. Mas tarde pasaría por muchas manos y muchos vireyes entre españoles y normandos.

Mientras paseaba por el viejo Nápoles, un barrio que es el ultimo reflejo de la vida popular y al mismo tiempo sus calles estrechas conservan aun el trazado greco-romano, pude ver lo colorido de las habitaciones las cuales cuelgan sus balcones con ropa colgando y desde las cuales los napolitanos se hablan a gritos de un balcón al otro, confundense las voces con el rugir del motor de motonetas, con las que decenas de jóvenes proveen con artículos diversos los restaurantes, los almacenes del lugar.

Una estrecha calle del viejo Nápoles.

Una estrecha calle del viejo Nápoles.

Al mismo tiempo es prudente no adentrarse mucho en estas calles, lo que hace que la foto de arriba la tomé desde una muralla tope desde la Via Umberto I. El sector mas seguro, es decir donde se puede pasear incluso al caer la tarde y cuando anochece es el  paralelo a la Via Toledo (arteria comercial).

Barrio llamado "Los cuarteles españoles"

Barrio llamado "Los cuarteles españoles"

Allí funcionan muchas tabernas y restaurantes que sirven platos baratos y de buena calidad. Los napolitanos se vanaglorian diciendo que en Nápoles nació la pizza y es probable que sea cierto. Ademas Toni mi amigo me aconsejaba probar sobre todo la pizza margarita ya que decía las otras solo existen para los turistas. La pizza mas barata que he comido fue allí en el viejo Nápoles por la que pagué 3.50 euros y era una maravilla de pizza con solo tomate y mozzarella.

Pizzaiolos de Via Vicolo d'Affitto

Pizzaiolos de Via Vicolo d' Affitto.

Ver mapa más grande

Pero Nápoles es un puerto, no hay que olvidarlo. El día Martes camine mucho y escribí en una pausa estas notas:

Al fin he podido dar un descanso provisorio a mis adoloridos pies. He tomado posesión de las 40 sillas 10 mesas del Café Megaride que ha decidido hoy cerrar sus puertas a la clientela. Toda la terraza es para mi sin consumir ni un solo vaso de agua.

Camino desde hace 6 horas. He hecho una parada al borde del mar, en el Castillo del Huevo. Es una fortaleza restaurada en los años 90 en la cual se dice que Virgilio habría escondido un huevo mágico encerrándolo en una caja de hierro desde hace siglos. El día que alguien descubra el huevo, el castillo se desplomará.

Castillo del Huevo.

Puerto de Nápoles.

Puerto de Nápoles. Arriba La Cartuja de San Martino.

El puerto de Nápoles será el punto de partida a la Costa Amalfitana la que describiré en otro post.  no olvidar ver todas las fotos en http://fotografias.hugo-orell.com

Informaciones prácticas sobre turismo en Italia