El cisne en la ciudad.


Tendrán la ocasión de ver en este post algunas fotos. Estas fotos representan para mi algo que va mas allá de la fotografía. Una cierta manera de ver la ciudad y la naturaleza. A tan solo cinco minutos de mi casa corre el río Rodano y estas fotos las tome en septiembre del 2008 en sus orillas sinuosas donde el río baja de los Alpes y se encamina hacia el mar.

Ese día de otoño había un cielo cubierto de nubes lo que dio esta hermosa luz. Una luz que penetra el follaje del bosque, circula entre los arboles y da ese color esmeralda al agua. La lluvia caída días anteriores había impregnado y saturado el suelo y las raíces y en esa atmósfera de calma apareció un cisne. Un cisne aristocrático como un gran señor vestido de blanco. El cisne me quedo mirando y continuo su desliz por el agua. Se alejo majestuoso e indiferente y yo me que de allí medio pasmado de ver que incluso al interior de la ciudad, la naturaleza nos ofrecía un espectáculo majestuoso y bello si éramos capaces de respetarla y escucharla.

Anuncios

Un escapada en el bosque nevado.


He tenido dos semanas de vacaciones de fin de año y sin embargo no demasiada disponibilidad para largarme a hacer fotos. Primero porque mi hija de 8 años gozaba también de días libres y se aburre de tener que esperar a papá para que afine sus ajustes ( estoy amaestrando una nueva Nikon D300) y termine de encuadrar. A estas alturas ella ha hecho 20 fotos con su pequeña Coolpix.

El otro factor ha sido el tiempo sin hablar de los preparativos culinarios de las pasadas fiestas navideñas.
Al tiempo meteorológico me refiero. Las previsiones los últimos días han pronosticado todo salvo el tiempo “real”.
Ayer se suponía tendríamos un par de días de sol, después de una serie de días en que la nieve y el frío se abatieron con furia sobre Europa.

Cargué mi mochila de provisiones contra el frío, amarré mis raquetas a ella y me fui a tomar el tren que me dejaría en medio del bosque jurásico a menos de una hora de Ginebra.
Mi decepción aumentaba a medida que el paisaje defilaba, y que el tren avanzaba entre pueblos nevados en los contrafuertes de la cadena del Jura suizo.
Las chimeneas humeaban en las aldeas, y la neblina era tan espesa que aun cargando con un GPS, el paseo se haría impracticable.
Faltando doscientos para llegar a mi destino a La Givrine, el cielo comenzó a mostrar un gris cada vez mas azulado y cada vez menos gris. Y lo maravilloso se produjo al bajar del tren.

Me dije que si no hacia una foto de aquello aunque fuera con mi iPhone, el mismo con el que escribo estas líneas no habría otra foto en el resto del día. Esta son la fotos del paseo.

Fue corto porque mi estado físico es deplorable y porque había que ir a buscar mi hija a la salida de la escuela.
El placer fue intenso y en la soledad de la montaña, frente a una belleza que sobrecoge, me puse a pensar que si bien hay guerras y sufrimiento en este mundo, hay momentos que fortalezen el corazón. Se pueden encontrar a una hora de nuestro cotidiano.

La Givrine, Jura suizo. Enero

Fotógrafos: Grégoire Alexandre.


Como una de mis pasiones (tardías) es la fotografía. He encontrado una serie de fotógrafos que podrían servir de maestros en este arte. He querido mostrar algunos autores que me han sorprendido por su creatividad y audacia. Esta vez comienzo con un fotógrafo francés de modas llamado Grégoire Alexandre.

Grégoire Alexandre

Grégoire Alexandre

Es probablemente la fotografía que mas me gusta. Me hace pensar en un universo de formas comunicantes donde los volúmenes viven con las masas tonales y se redirijen en permanencia como en un laberinto.

El personaje es el elemento central que nos dice que la composición esta ligada aquí a la figura humana.Hay mucho orden y me agrada el contraste entre los tonos claros y los negros.

Grégoire Alexandre

Grégoire Alexandre

Decíamos que Alexandre es un fotógrafo de moda, pero diferente al resto. Traiciona la moda en algunos momentos quedándose con la fotografía definitivamente. En estos dos casos quien se viste no son las modelos, por lo que nos alejamos de la moda, en el que el vestir adquiere otro sentido. Todo se puede cubrir y la esencia desaparece. Un coche se transforma en una cama o en un sofá.

Grégoire Alexandre.

Grégoire Alexandre.

El estudio no es siempre el lugar privilegiado para la fotografía de moda. Alexandre aprovecha de manera audaciosa los elementos de iluminación, los materiales del fotógrafo para modelar la luz y los pone al servicio de la creación, incorporándoles al decorado.  Las ideas que surgen son interesantes. Y vuelvo a insistir que estamos en un acto de creación fotográfico y que  ademas, el autor es un “metteur en scene”.

Grégoire Alexandre.

Grégoire Alexandre.

Esta vez el decorado sigue siendo el del “metteur en scene”, con toda su teatralidad. El modelo reaparece esta vez tímidamente como manequin de moda que es , haciéndonos casi olvidar el fotógrafo. Así Grégoire Alexandre juega entre estos dos universos, el de la moda y el del sujeto fotográfico.

Grégoire Alexandre

Grégoire Alexandre

Esta fotografia fue hecha para el catalogo de moda “La Redoute”. Grégoire Alexandre sale del estudio, o mejor dicho instala el estudio en el paisaje.

La puesta en escena de los objetos nos señala que no estamos en la Alta Costura sino en el universo de la venta para el hogar. Lo creativo del autor nos introduce en un universo donde lo material trata de incorporarse al universo aunque no haga mas que flotar en él.

telepop

Grégoire Alexandre

La ultima fotografía de esta serie de Grégoire Alexandre que les comento aqui, rompe con todo lo anterior. El “metteur en scene” ha dejado atras la moda para entrar en el juego de la metáfora. Dejo a su imaginación de ustedes la interpretación de estas dos foto-artefactos.

Grégoire Alexandre goza de mucho prestigio y ademas de haber trabajado con Christian Lacroix,  ha creado caratulas de discos para numerosos artistas.

,

Un poco sobre afichage de pantalla.


Algunas personas me cuentan que en sus respectivas computadoras las 1800 fotos del album no se ven bien en cuanto a tamaño de afichage se refiere. Efectivamente mi maquina aficha 1920 pixeles x 1200, lo que representa una resolución imagen de alta definición también llamada WUXGA. No es el caso para muchas maquinas que afichan WXGA ( 1280 x 768 )  o UXGA ( 1600 x 1200 ) e incluso algunas las mas antiguas utilizan SVGA ( 800 x 600 ).

Parte de mi sitio de fotografias. Haz clic en la imagen para verlo.

Parte de mi sitio de fotografías. Haz clic en la imagen para verlo.

He tenido en cuenta esta realidad y he adaptado la configuración del album de fotos para que esta vez se adapte automaticamente a cualquier tipo de pantalla. No sin aconsejar a quienes aprecian ver o mostrar imagenes, de utilizar siempre la mas alta resolución que permita el equipo. Esto acarrea iconos mas pequeños en el escritorio pero saca ventaja de todo la calidad de afichage que pueda entregar la tarjeta o chip gráfico. Y como este elemento es el que hace a menudo que suba el precio de la maquina, porqué entonces, utilizarlo en su mas bajo rendimiento.

El bosque como relajante.


Me fui ayer a recorrer el campo. No sin antes mirar la imagen satélite del Cantón de Ginebra para ubicar un bosque poco transitado por paseantes, donde el otoño mostrara la transformación de los arboles, las hojas, el musgo en esta epoca. El tiempo meteorológico ha modificado desde hace unos años la sensación de cuatro estaciones bien marcadas y nos topamos esta vez con un otoño luminoso y asoleado al que no estábamos acostumbrados por acá.

Caracol

Caracol

Me atrae acercarme a lo pequeño en la naturaleza. Así como en las ciudades la gente rara vez levanta la mirada para descubrir los ornamentos en los edificios, los campanarios, las buhardillas, rara vez  bajamos la vista para descubrir lo que hay a la orilla del camino. No hablo tanto de lo urbano sino de ese mundo rural mas silencioso, mas discreto, menos arrogante que la propia ciudad.

Naturaleza bien muerta.

Naturaleza bien muerta.

Así fue como me dirijí en mi scooter hacia el sur del canton, en Cartigny a unos 6 kilómetros del centro de Ginebra. Al salir de la apacible y pintoresca comuna de Cartigny en el camino a La Plaine no muy lejos de la frontera con Francia hay una quebrada que casi no se ve y es considerada como una rica reserva de pájaros.

Hay solo un letrero pidiendo respetar la vida animal, mantener el silencio del lugar, es decir respeto. El silencio es de vez en cuando perturbado eso si, por el paso de un avión.

Bosque de Cartigny, Switzerland

Bosque de Cartigny, Switzerland

Pasé dos horas en ese lugar, no cruzé ni un solo humano y al salir del bosque me sentía relajado al final de una semana de trabajo por lo menos agitada.

Cuatro latinoamericanos nominados al Sony World Photography.


Un chileno, una mexicana y dos brasileños fueron seleccionados como candidatos a los premios Sony World Photography 2008 de fotografía profesional, que se fallarán el próximo 24 de abril.
Los premios se componen de once categorías, para cada una de las cuales se han seleccionado tres candidatos.
El chileno Christian Demarco fue nominado en el apartado de música y actuaciones, donde tendrá como rivales a una australiana y a un suizo.
Por su parte, el brasileño Roberto S. Gomes y la mexicana Livia Corona competirán, junto a un fotógrafo polaco, por el galardón en la categoría de arquitectura.
Por último, Renan Cepeda, de Brasil, está entre los tres elegidos en la categoría de retratos, en el que le acompañan una británica y un italiano.
Junto a cada uno de los ganadores de las distintas temáticas, en la gala que tendrá lugar en el Palacio de Festivales de Cannes, Francia, se anunciará un vencedor absoluto, así como las fotografías que obtienen el segundo y tercer premio.
Cada uno de los ganadores recibirá un premio de 25.000 dólares y la distinción “L’iris d’or”.

Los 33 finalistas fueron seleccionados por los miembros del consejo de la Academia Mundialde Fotografía entre casi 45.000 candidatos.

Fuente:  “La Tercera” de Santiago de Chile.