De Alaska a Ushuaia: Ready again.


Después de haber estado echando raíces en Fairbanks y de haber tejido una mini-red social y de haber encontrad una familia de remplazo, retomamos la ruta este domingo 8 de Junio. Experiencias humanas enriquecedoras y encuentros de diversa índole han hecho de estas “vacaciones en las vacaciones” un momento muy particular. Fairbanks es una ciudad increíble. Poblada por gente increíble. Agradecemos a todos por su apoyo !.

Encontrar la solución para reemplazar la estructura quebrada de una de las bicicletas nos llevo unos veinte días. Cuanto intercambio de mails y llamadas telefónicas para verlo llegar un día cualquiera!. Fue un alma caritativa que nos empujo hace 22 días atrás hasta allí donde quedamos varados al borde de la ruta la ultima vez.

Ya que el movimiento es el motor del hombre este es el momento para recobrar nuestro equilibrio en bicicleta y avanzar. Y como dicen aquí: “ready to eat ready to road” o mejor literalmente “listos para comerse el camino”.

Infinitas gracias a Sandro Maret de “Happy Sport” quien fue el elemento indispensable en esta avería metálica. Gracias por su energía y su generosidad.

Les deseamos un buen comienzo de verano co nosotros, y nos vemos en Whitehorse a 950 kilomtros de aquí.

Anuncios
This entry was posted in Alaska a Ushuaia., viajes and tagged , by Hugo Orell. Bookmark the permalink.

About Hugo Orell

Soy americano del sur. Formo parte de una cultura que se asienta en Europa, aunque se desliza hacia los Estados Unidos estos últimos 45 años. En mi país la influencia del modo de vida de la primera mitad del siglo pasado, es europea. Mis antepasados traen a Chile desde España arte culinario, tertulias, arquitectura y moda. Francia es un país soñado por toda la aristocracia chilena de la época. Los chilenos crean la leyenda de “Chile: Suiza de américa del sur“. Una literatura germánica me hace soñar con un territorio ideal que estaría situado en la zona de la Baviera del sur alemán, con ciudades medievales, donde sabios artesanos contribuyen a crear la riqueza del modo de vida de las clases burguesas europeas. Ciudades como Brujas, Salzburgo, Estrasburgo, Amsterdam, me hacen soñar con sus astrónomos, pintores, conventos y catedrales. Quizás la influencia de mis lecturas de adolescencia, donde Herman Hesse juega el primer papel. El destino hace que sintiéndome profundamente chileno, y habiendo participado activamente en la aventura liberadora del proceso popular chileno, en la época de Salvador Allende y de la Unidad Popular, me encuentro viviendo desde hace mas de 35 años en Suiza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s