4 días en Toscana, Italia. (2)


Segundo día.

Comenzamos un segundo día lleno de ilusiones en cuanto a las futuras visitas que nos esperan. El tiempo en Europa había estado espléndido desde nuestra salida de Ginebra, pero no habrá de durar y el verdadero otoño comienza a imponerse con firmeza.

wp-1719.jpg

La ruta a San Giminiano es sinuosa como todas la rutas en Toscana. Los matices del otoño están omnipresentes en la naturaleza. Verdes claros, verdes-amarillos, ocres, color de lavanda y el verde oscuro de los cipreses que apuntan al cielo como lanzas sobre las colinas del entorno.

Un paisaje en un cambio incesante, sin que aún interfieran los rayos de un sol inexistente, o mejor dicho, muy alto sobre una gruesa capa de nubes.

Comenzamos a divisar las 14 torres de San Giminiano, un burgo etrusco de 7150 habitantes rodeado de altas murallas. Un frío intenso que se infiltra por las callecitas de la ciudad no impide que una enorme cantidad de turistas conviertan esta hermosa y austera ciudad fortificada en un shop-until-you-drop (compra hasta que te caigas).

La noche comienza a caer. En San Giminiano oscurece, y los turistas abandonan la ciudad medieval devolviendo la calma a sus habitantes.

El frío nos hace regresar al calor de nuestra confortable granja. Ver mas fotografías

Anuncios
This entry was posted in italia, viajes and tagged , , by Hugo Orell. Bookmark the permalink.

About Hugo Orell

Soy americano del sur. Formo parte de una cultura que se asienta en Europa, aunque se desliza hacia los Estados Unidos estos últimos 45 años. En mi país la influencia del modo de vida de la primera mitad del siglo pasado, es europea. Mis antepasados traen a Chile desde España arte culinario, tertulias, arquitectura y moda. Francia es un país soñado por toda la aristocracia chilena de la época. Los chilenos crean la leyenda de “Chile: Suiza de américa del sur“. Una literatura germánica me hace soñar con un territorio ideal que estaría situado en la zona de la Baviera del sur alemán, con ciudades medievales, donde sabios artesanos contribuyen a crear la riqueza del modo de vida de las clases burguesas europeas. Ciudades como Brujas, Salzburgo, Estrasburgo, Amsterdam, me hacen soñar con sus astrónomos, pintores, conventos y catedrales. Quizás la influencia de mis lecturas de adolescencia, donde Herman Hesse juega el primer papel. El destino hace que sintiéndome profundamente chileno, y habiendo participado activamente en la aventura liberadora del proceso popular chileno, en la época de Salvador Allende y de la Unidad Popular, me encuentro viviendo desde hace mas de 35 años en Suiza.

One thought on “4 días en Toscana, Italia. (2)

  1. Hola!! Gracias por compartir este bellisimo viaje a la Toscana!!.. Me has llevado de la mano a sentir cada momento de esta region!!.. Tu manera de describir cada detalle es simplemente maravillosa!! Mil gracias , has logrado que mi sueño inicie a ser una realidad!! Felicidades!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s