Itinerario del viaje.


Largos meses han pasado desde que decidí ir a Brasil, en un corto viaje de tres semanas. Sera para noviembre próximo. Aunque tres semanas hubieren sido suficientes en muchos otros lugares. Muchos de ustedes ya se han hecho varias vueltas por este inmenso país l y lo he podido comprobar en la lectura de muchos blogs y relatos de viajes. Cada uno es singular.Los sentidos analizan siempre de una manera diferente.

Lo mas difícil es decidir en tanto turista que somos (aunque queramos evitar serlo), no esperar abarcar demasiado con el apetito de ver.Sino mas bien, agudizar el ansia de descubrir, yendo al fondo de un paisaje, o al fondo de una relación humana. Pero el ansia de seres ajetreados nos lo impide. Como lo decía en otra nota, opté por dividir la cosa así: ” Una semana, un tema”.

Así fue como mi itinerario quedo de esta manera.

map_rio_gral.jpg

Llegaré a Rio de Janeiro muy de madrugada y sin salir del aeropuerto vuelo con dirección Cuiaba (Mato Grosso) haciendo una corta escala tecnica decidida por TAM, en Brasilia.Llegada a Cuiaba a las 16h45 hrs. Llegar a un lugar un día domingo puede tener la desventaja que pocas cosas funcionan. Pero en mi caso coincide con un comienzo de excursion al Pantanal que comienza justo al día siguiente por lo cual es práctico estar ya instalándose con cierto anticipación.

El lunes me recogen los de la agencia en un vehículo para adentrarnos en el corazón del Mato Grosso y después de hacer unos cien kilometros de la carretera Transpanateira llegaremos a la pousada.Alli se desarrollará todo un programa durante 5 días.

Vuelo de Cuiaba y nuevamente pasando por Brasilia llegare a Salvador de Bahia. Estadía corta de 3 días para conocer la ciudad de ritmos embrujadores. Ciudad de glorioso y ostentoso pasado pero que me da la sensación de ser bien vendida por las agencias como buena operación de marketing turístico.

Salvador mapa

Las cosas no estan claras respecto a la manera en que las subvenciones han sido gastadas para restaurar el patrimonio arquitectural.Veré cuan sincera es la voluntad política del gobierno del Estado de Bahia para hacer que las cosas avanzen. Esta también el problema de la criminalidad. Pero no deja de ser una gran ciudad con un pasado colonial extraordinario, que vale la pena haber visitado una vez en su vida. Serán tres días apretados.

Enseguida volaré a Sao Paulo donde también haré una visita apretada de uno o dos días. La verdad que nunca habría ido a Sao Paulo si no hubiera sido la consecuencia obligada de haber tomado un Brazilian Air Pass, lo que me impedía volar de regrso a Rio, ciudad donde comenzo el circuito.Como ustedes deben saber el Pass aéreo consiste en una serie de cupones que te permiten ir conociendo ciudades a bajo coste de pasaje, sin tener derecho a pasar dos veces por el mismo punto.

Ahora desde Sao Paulo comenzará un viaje mas tranquilo que se hara por tierra en dirección de Rio de Janeiro. Pasando por Ubatuba y llegando a Parati.Es probable (si gran afinidad hay entre Parati y yo) que me quede 3 días, para ir enseguida a Angra dos Reis desde donde tomaré el barco para Ilha Grande. Allí la libertad sera total pudiendo quedarme hasta una semana.

Parati

Los ultimos los dedicaré a visitar Rio y sus alrededores. Probablemente un salto a Petropolis y Cabo Frio al norte de Rio. La ultima etapa es un vuelo a Santiago de Chile mi ciudad natal donde pasaré a ver amigos y familia después de 8 largos años de ausencia. Efectivamente mi viaje como podrán haber visto comporta algunos vuelos y escalas lo que no quier decir que me lo pasaré volando. En la realidad actual de la aeronáutica brasileña es un riesgo que vale la pena correr cuando no se quiere ceder al pánico.Brasil tiene una loca geaografía, y no me quiero ir del país llevandome la impresión que todo es mata atlántica con enormes playas bordeadas de palmeras y nada más. Brasil es eso y mucho más, y debido a las distancias sería imposible tocar esa diversidad sin volar.

Ruego a todos a aquellos que han hecho ya este itinerario aunque sea parcialmente, o que lo harán próximamente me hagan saber sus comentarios en este post o en los que continuarán.Les invito a partir del 12 de noviembre a ver las primeras fotos del viaje en un album especial en esta, mi página de fotos.

Anuncios
This entry was posted in brasil, viajes and tagged , by Hugo Orell. Bookmark the permalink.

About Hugo Orell

Soy americano del sur. Formo parte de una cultura que se asienta en Europa, aunque se desliza hacia los Estados Unidos estos últimos 45 años. En mi país la influencia del modo de vida de la primera mitad del siglo pasado, es europea. Mis antepasados traen a Chile desde España arte culinario, tertulias, arquitectura y moda. Francia es un país soñado por toda la aristocracia chilena de la época. Los chilenos crean la leyenda de “Chile: Suiza de américa del sur“. Una literatura germánica me hace soñar con un territorio ideal que estaría situado en la zona de la Baviera del sur alemán, con ciudades medievales, donde sabios artesanos contribuyen a crear la riqueza del modo de vida de las clases burguesas europeas. Ciudades como Brujas, Salzburgo, Estrasburgo, Amsterdam, me hacen soñar con sus astrónomos, pintores, conventos y catedrales. Quizás la influencia de mis lecturas de adolescencia, donde Herman Hesse juega el primer papel. El destino hace que sintiéndome profundamente chileno, y habiendo participado activamente en la aventura liberadora del proceso popular chileno, en la época de Salvador Allende y de la Unidad Popular, me encuentro viviendo desde hace mas de 35 años en Suiza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s